Sitio Web
Search…
¿Qué es el Dropshipping y cómo comenzar?
Únicamente en el año 2020, más de dos mil millones de personas adquirieron bienes y servicios por Internet, por lo que iniciar un negocio online es una de las maneras más rentables de crecer económicamente.
Si te interesa sumarte a los negocios online y ser un emprendedor, te recomendamos que comiences un negocio de dropshipping. Los beneficios son muchos: conseguirás ganancias, necesitás muy poca inversión y es relativamente sencillo de manejar.
En esta nota, te brindamos un panorama amplio sobre qué es el dropshipping, cómo funciona y cómo podés iniciarte en esta materia.

¿Qué significa el Dropshipping?

Se denomina dropshipping a la actividad que crea una estrategia de negocio minorista. En pocas palabras, el objetivo es intentar vender los productos de otra empresa, pero utilizando tu propia marca.
En el negocio de dropshipping no se requiere utilizar sistemas de gestión de inventario, almacenamiento, gastos de envío y logística.
No obstante, los dropshippers deben calcular los precios de los márgenes, llevar adelante el marketing del producto y buscar ideas de negocio para dropshipping. Por otro lado, si un cliente se encuentra con un inconveniente con el envío o el producto, deberá ponerse en contacto con ellos en primer lugar.

¿Cómo es el funcionamiento de un negocio de Dropshipping?

Previamente a desmenuzar los aspectos básicos de la creación de un negocio de dropshipping, es fundamental comprender cómo funciona el modelo de negocio de dropshipping.
Como dropshipper, tenés que seleccionar proveedores que fabriquen los productos que te interesa comercializar. Después, todos esos artículos pasarán a ser parte de tu marca y los podrás alistar y mostrar en un sitio web o plataforma de venta creada para tal fin.
Los clientes adquirirán en tu tienda online a un precio de venta minorista. Luego, vos te encargarás de remitir el pedido al proveedor y pagarás un precio al por mayor. El proveedor será quién empaquete y realice el proceso de distribución de los productos directamente al cliente.
Es clave que tengas en cuenta que el dropshipping se diferencia del marketing de afiliación. Este último consiste en promocionar los productos o servicios de terceros redirigiendo desde un link hacia los creadores del producto o servicio en tu sitio web. De esta forma, en cada ocasión que un usuario que haya contactado desde tu página realice una operación de compra, vos obtendrás una comisión. Ambos sistemas funcionan como intermediarios para las ventas, pero son muy distintos entre sí.

Principales ventajas y desventajas del dropshipping

Últimamente, el negocio de dropshipping ha cobrado una enorme popularidad y viene creciendo a pasos agigantados. Como todo modelo de negocio, presenta cualidades positivas y negativas que vale la pena considerar antes de comenzar un proyecto propio. Veamos cuáles son las principales ventajas y desventajas del dropshipping.

Ventajas

Iniciar es muy sencillo. A diferencia de otros emprendimientos y proyectos que demandan seguir algunos procedimientos complicados y contar con determinados recursos, para comenzar un negocio de dropshipping en línea solo es necesario tener una computadora portátil y una conexión a Internet estable. Así de simple y sencillo.
Costo mínimo. No tenés que pensar en costos de inventario ni en contratar empleados que se encarguen de esa tarea. El único costo que es imprescindible tener en cuenta es el de los productos que ofrecerás al cliente.
Venta de varios productos. La variedad es un atributo diferencial. Al ser un remitente directo, podés vender los productos de más de un proveedor. Lo cual significa que podés ofrecer productos variados a tus clientes y no limitarte a un solo tipo de producto.
Flexibilidad. Partiendo de la idea que lo único que necesitás para implementar tu negocio, es tu computadora portátil, esto te permite trabajar y desarrollarlo, desde cualquier sitio, con absoluta libertad.
Alta escalabilidad. Como sos vos quien escoge la mercadería y selecciona los productos a comercializar, tenés la potestad de elegir y probar distintos proveedores hasta estar satisfecho con la calidad. Y un negocio de este tipo te permite crecer de manera veloz y acelerada.

Desventajas

Competencia despiadada. Como existen demasiadas personas que se inclinan por desarrollarse en el negocio de dropshipping, vas a tener que esforzarte y trabajar exigentemente para destacarte, destinando una mayor inversión en tu tienda online.
Márgenes de ganancia bajos. El tener a un gran número de vendedores enfrente, desatará una batalla de precios. Lo cual quiere decir que tendrás que establecer tu precio lo más bajo posible para que tus ofertas sean más atractivas para tu público objetivo. Sin embargo, esto puede evitarse si lográs encontrar un nicho de productos de baja competencia para comercializar.
Problemas con los proveedores. Si optás por un proveedor de dudosa reputación, corrés el riesgo de que tu negocio fracase. Un mal proveedor puede arruinar tu presencia en línea con errores de envío, mal embalaje y demoras en las respuestas. Por eso debés ser muy cuidadoso y detallista a la hora de elegirlo.
Falta de control sobre el proceso de envíos. Debés tener en cuenta que si un cliente solicita productos de diferentes proveedores, tendrá que pagar por más de un envío y es factible que los pedidos le lleguen en momentos distintos. Esto puede ser engorroso en el momento de manejar las ventas.
Inventario complejo de administrar. Es indispensable estar pendiente y llevar adelante un seguimiento frecuente del inventario de tu proveedor para que coincida con la cantidad de existencias disponibles en tu tienda online. Para lograrlo, necesitarás instrumentos que te ayuden a sincronizar los inventarios y organizarte.
Servicio al cliente. La cara visible con el cliente sos vos, ya que estás en comunicación permanente con él. Entonces, si hay algún inconveniente, tendrás que hacerte cargo y ocuparte personalmente del tema.
Trabas para edificar una marca online. Al enviar productos de terceros y no ocuparte del envío, no vas a poder incluir ningún tipo de logo de marca a los productos, lo que suele ser un factor determinante en las ventas por internet.

Cuáles son los 5 pasos para iniciarte en el dropshipping

Ahora que ya tenés un panorama del tema e incorporaste los conocimientos básicos, estás capacitado para discernir si creés que podrás esquivar las dificultades y que tu emprendimiento está listo para elegir esta modalidad de negocio. Por lo tanto, seguí el paso a paso indispensable para llevar adelante el dropshipping. Vamos a orientarte en la búsqueda de ideas de productos hasta el marketing de tu tienda online.

1 - Definir el nicho para tu negocio

Al desembarcar en el mundo del dropshipping, resulta clave definir cuál es tu público objetivo y ocupar un nicho de mercado. De lo contrario, podría ser muy complicado decidir qué es lo que querés vender.
Un nicho de mercado es una categoría específica del sector empresarial. Establece el tipo de productos y servicios, el rango de tarifas y la calidad propuesta para satisfacer las necesidades del cliente.
Algunos ejemplos para definir tu nicho de dropshipping:
Establecer tu interés o pasión. Debes definir un nicho con el que estés más acostumbrado. Tener una experiencia previa de los productos que vendés, seguramente te ayude a lograr que el proceso de gestión de un negocio sea más fácil y atractivo.
Tener una solución siempre a mano. Si vos tenés un problema, lo más probable es que otras personas también lo tengan. Los clientes se sentirán reflejados en tu negocio naturalmente si brindás soluciones a sus inconvenientes.
Hacer un estudio de los productos más vendidos. Tenés una gran posibilidad de obtener mucho rédito económico vendiendo productos que están actualmente de moda. Usar herramientas como Google Trends y TrendHunter o estar atento periódicamente la sección de productos populares de las plataformas de venta para captar y entender lo que más le interesa a la gente, y en definitiva, es lo que compra.
Observemos este ejemplo, en la imagen de arriba se ve cómo han ido incrementándose las búsquedas de relojes inteligentes en el año 2020. Esta herramienta es muy útil y puede guiarte sobre cuáles son los productos más buscados por la gente actualmente y así podrás poner toda tu atención en las categorías que son más populares.
Además de la masividad del producto, también tenés que tener en cuenta la región a la que querés ofrecer tus productos a la hora de elegir.
Otro aspecto fundamental es que los productos básicos, como los sanitarios y los ingredientes alimenticios, generalmente ostentan una gran demanda. Te conviene, sin dudas, inclinarte por un nicho con artículos que la gente necesite cotidianamente.
No pierdas de vista que seguramente encuentres una alta competencia en los productos populares de dropshipping, principalmente de los grandes minoristas.
Pues bien, cuando ya hayas definido y tengas tu nicho seleccionado, pensá ideas y escribí una lista completa de los productos que quisieras comercializar. El paso siguiente es hacer un exhaustivo estudio de mercado.

2 - Investigación de mercado

El estudio de mercado es una evaluación exigente del sector empresarial al que deseás dedicarte. Además de analizar el mercado objetivo, se trata también de atender el comportamiento de la competencia y diseñar la estrategia de promoción de tu marca.
Un análisis de mercado correcto y completo debe poder responder las siguientes preguntas
¿Quiénes son mis potenciales clientes? ¿Cuáles son sus necesidades, comportamientos cotidianos y sus hábitos de compra? ¿Qué tamaño presenta el mercado y cuánto están dispuestos a pagar por el producto que ofrezco? ¿Quién es mi competencia, hay más de un competidor? ¿Cuáles son sus puntos fuertes y débiles?
El estudio de mercado es vital porque te permitirá develar las necesidades de tus clientes. También es sumamente indispensable para la campaña y estrategia publicitaria de tu marca, para calcular los ingresos y ganancias, y para hacer una proyección del crecimiento de tu negocio.
Los secretos para realizar un análisis de mercado positivo:
Estudiar el volumen y el capital que representa la industria. La investigación debe incluir estadísticas pormenorizadas sobre el tamaño, las tendencias, las perspectivas y la tasa de crecimiento. Es primordial que sepas si hay suficientes clientes interesados en los productos que vos querés vender.
Definir tu público objetivo. Comenzá por la segmentación demográfica: rango de edad, sexo, nivel socioeconómico, costumbres, gustos y preferencias de estilo de vida.
Registrar cuán grande es el mercado y principalmente, los hábitos de compra de los clientes. Es fundamental estar atento a los patrones de compra y el comportamiento de la gente. De esta manera, también podrás descubrir lo que motiva e impulsa sus movimientos. Al conocer a la perfección tu mercado objetivo, te será mucho más sencillo acceder a él.
Estudiar profundamente a tus competidores. Usá herramientas como Similarweb y Alexa para observar sitios de la competencia y explorar su desempeño, sus estrategias y su manera de interactuar con el cliente.
Realizar un análisis DAFO para discriminar y hallar sus puntos fuertes y débiles. Fijate de qué manera podés aprender de sus errores e implementá una referencia para tu negocio. Por otro lado, saber todo sobre tus competidores te ayudará a conocer el precio medio de venta de un producto y el rango de precios.
Hallar proveedores de dropshipping no será complicado si hay una lista sólida de productos para comercializar basada en la investigación de mercado que realizaste concienzudamente.

3 - Descubrir un proveedor responsable

Es indispensable encontrar un respetable proveedor de dropshipping. Cerciorate de que la compañía o el emprendedor tenga buena reputación y cumpla con tus criterios.
Destacados consejos para conseguir un buen proveedor:
Corroborar que son legítimos y legales. Elegí trabajar con proveedores de confianza. Estate alerta con los estafadores, que prometen demasiado y luego te hacen perder tiempo y mucho dinero. Exigí la licencia comercial o el número de identificación del proveedor y chequeá en el sitio web de la administración local que sea verídico.
Comprobar el número de teléfono y la dirección de la empresa. Verificá que los datos existan en Google Maps y no estén registrados a nombre de otra empresa. Observá si cuentan con una dirección de correo electrónico profesional y no una creada desde un servicio de correo electrónico gratuito.
Indagá si tienen un staff de personal experimentado y amable. No dudes, incluso, en llamarlos y hacerles consultas para estar seguro.
Confirmar que el producto sea de excelente calidad. Podés exigir muestras para revisarlas. ¿Son parecidos a las fotos publicadas en el sitio web del proveedor? ¿La descripción de la página web se corresponde con el producto exhibido?
Chequear si el embalaje es presentable y seguro. Prueba solicitar un artículo frágil. De esta manera podrás comprobar que el envío y la ejecución del pedido se ajustan a tus criterios establecidos. ¿Cuánto tardan en procesar un pedido y enviarlo? ¿Gestionan de manera correcta las devoluciones?
Al trabajar con un proveedor de dropshipping que te genere confianza, no tendrás que preocuparte de perder o de no conseguir nuevos clientes.

4 - Creá tu propia tienda online

Cuando finalizaste con el proceso de selección de los productos y de los proveedores de dropshipping, es el momento indicado de lanzar tu tienda online. Recordá que para hacerlo, no necesitás conocimientos previos en desarrollo web o programación. Simplemente sigue el paso a paso que te detallamos a continuación:

Registrar el dominio y el alojamiento

Toda página web necesita imprescindiblemente de un nombre de dominio y un alojamiento web. El nombre de dominio funcionará como la dirección del sitio web, mientras que el alojamiento web permite que el sitio sea accesible y esté visible en Internet.
Usá el nombre de tu negocio de dropshipping para el nombre del dominio. Si aún no lo tenés pensado, a la hora de elegirlo te conviene optar por uno que sea corto y fácil de recordar. Podés basarte en una palabra clave relacionada con tu nicho o en un nuevo nombre de marca que represente tu negocio, quizá pueda ser un nombre de fantasía.
Corroborá si el nombre de dominio está disponible usando un comprobador de dominios. Si lo está, hacé el proceso de registro rápidamente o durante el transcurso de suscripción al alojamiento web.
Al escoger un plan de alojamiento, chequeá de que cuente con las funciones indispensables para desarrollar una tienda online y escalar a medida que tu negocio vaya creciendo e instalándose en el mercado.
Si contás con un presupuesto reducido, podés optar en primera instancia por el plan más sencillo y actualizarlo cuando tu negocio de dropshipping se consolide.

Instalar WordPress o un CMS de eCommerce

Para armar una página web sin programar, es indispensable instalar un sistema de gestión de contenidos (CMS). Se trata de un instrumento que permite crear, editar y gestionar un sitio web para personas con limitados conocimientos técnicos.
Uno de los CMS más reconocidos a nivel global es WordPress. Es de código abierto y de uso gratuito. Por otra parte, WordPress ofrece una interfaz de usuario para principiantes, muy sencilla de utilizar y un editor de bloques intuitivo de arrastrar y soltar para diseñar páginas y entradas.

5 - Marketing y SEO para tu negocio de Dropshipping

Una vez que hayas diseñado y armado tu página web, comienza la etapa de promocionar y difundir tu flamante negocio. Los siguientes tips te serán de gran ayuda:
Diseñar y subir una landing page o una página de «próximamente». Este sitio generará expectativa antes del lanzamiento oficial de tu tienda. Que sea simple, despojada, pues no pierdas de vista que lo principal y prioritario a mostrar es el nombre de tu marca, el logotipo y una breve reseña de tu negocio de dropshipping. Te conviene sumar algunas fotos de productos para hacerlo más atractivo visualmente.
Crear perfiles en las redes sociales para redireccionar tráfico a tu sitio web. Instagram y Pinterest son las aplicaciones más recomendables para compartir fotos de productos de alta calidad.
Realizar prácticas de optimización para motores de búsqueda (SEO). Si lo haces cuidadosamente, tus productos ostentarán un lugar de privilegio en las páginas de resultados de los motores de búsqueda, lo cual incrementará las posibilidades de que la gente haga clic, los visualice y finalmente concrete la compra.
Llevar a cabo un estudio sobre las palabras clave más trascendentes relacionadas con tu nicho es un paso fundamental en lo que respecta al SEO. Hay varias herramientas en línea como el Keyword Planner de Google y el Keyword Explorer de Ahrefs que contribuyen con el proceso. Incorporar las palabras clave en los nombres de los productos, las descripciones, las etiquetas y los textos alternativos de las imágenes es un factor fundamental.
Hacé marketing de contenidos. Comenzá por idear una página de blog. Redactar contenido relacionado con el nicho y notas que tienen que ver con tu negocio promoverá el SEO y el tráfico del sitio.
Si no contás con nuevos productos, sumá entradas al blog. De esta manera, tu sitio web permanecerá activo y actualizado.
Utilizá la lista de correos electrónicos para el email marketing. Envía periódicamente e-mails a tus suscriptores sobre nuevos productos, contenidos, eventos, novedades y ofertas. No solamente impulsarás el tráfico de tu sitio, sino que lograrás convertir a tus suscriptores en clientes.
Si tenés un presupuesto más amplio, invertilo en publicidad. Crear anuncios de productos a través de Google Ads y Facebook Ads. Esto te ayudará a tener un mayor alcance y mayores tasas de conversión.
El marketing de influencers es una gran alternativa. Convocá a expertos de tu nicho que tengan un perfil social con muchos seguidores y realizá una alianza estratégica que les permita promocionarse mutuamente.
No dejes de buscar otras formas de promocionar y difundir tu sitio web. Por ejemplo, dedicate a buscar en Reddit o en grupos de Facebook personas que hablen sobre temas relacionados con tu negocio de dropshipping. Recordá revisar las reglas del grupo para comprobar si las promociones están permitidas en ese espacio.
Hacé un balance, tené en cuenta los pro y los contras antes de embarcarte en tu proyecto de contar con un negocio de dropshipping. De todas maneras, si estás dispuesto a trabajar esforzadamente y sos muy dedicado, indudablemente tendrás éxito con este modelo de negocio.